“Alicia se coló por la boca de la madriguera, sin pensar ni un solo instante en cómo podría salir de allí”. Lewis Carroll

jueves, 24 de diciembre de 2009




Comparto con ustedes este hermoso poema que mi amigo el poeta brasileño Tanussi Cardoso me ha enviado.  Soy bastante Grinch; pero los besos, los abrazos, el amor y los buenos deseos nunca están de más.  Feliz Navidad a todos los lectores y seguidores de este blog que, insisto, aunque con frecuencia no se animan a dejar mensajes, el contador de visitas me indica que asomaron sus naricitas por esta madriguera.  Gracias por tomarse el tiempo de asomarse, leer y permitirme compartir mi necia palabra. Que sus sueños encuentren la vereda de lo posible no sólo hoy, no sólo este mes sino  cada vez que así lo requiera su sonrisa. 

POEMA DE NAVIDAD


I
El amor pasa por las aguas como santo
Prende fuego al cuerpo y no se quema.
(Incendio de primavera).
El amor zambulle en lo oscuro y ve la luz.
Repite los viejos salmos.
Y hace milagro lo imposible.


II
Corre por el rocío de las mañanas;
corre por el rocío;
corre por las mañanas.
No te creas que no hay más rocíos;
no te creas que no hay más mañanas.



Moja tu cuerpo en la lluvia del día;
Moja tu cuerpo en la lluvia;
moja tu cuerpo en el día.
No te creas que no hay más lluvias;
no te creas que no hay más días.


Pon tu beso en la boca del amor;
pon tu beso en la boca;
pon tu beso en el amor.
No te creas que no hay más besos;
no te creas que no hay más amor.

Poema: Tanussi Cardoso D. R. ©
Traducción: Helena Ferreira
Fotografía: Angélica Santa Olaya  D. R.  ©





2 comentarios:

Antonio Arroyo Silva dijo...

Gracias, Angélica, a mí también me llegó y creo que a todos los necios de este mundo que creen en el amor y en la entrega a la sensibilidad compartida. Para mí fue un honor recibir estas palabras de Tanussi Cardoso como ahora es una alegría volverlas a leer en tu blog.
Es una navidad que siempre llevaremos, no sólo en estos días. Besos.

LABERINTO ALADO dijo...

Tanussi es un ser maravilloso como su poesía. Su amistad es un honor para mí al igual que la tuya Antonio. Gracias por ESTAR y compartir tantos sueños.

Más besos,

Angélica.